Pesach; Simbología Educativa, No Necio Legalismo.

Que tan magno y maravilloso es este tiempo de celebración. Es un tiempo de tanta reverencia en mi corazón ante la verdad más importante de nuestra fé.

Si la educación de nuestros hijos ha de ser completa, ha de incluir especial énfasis en esta realidad, corazón mismo de nuestra fe y la historia de la humanidad. Es el climax de la historia universal.

En el texto de la Revelación encontramos una serie de fiestas decretadas por el creador para el linaje escogido, leáse Israel. (Linaje escogido, porque aunque todos somos descendientes de Adan y Eva y amados igualmente por el Señor nuestro Dios, aún desde el principio y con Seth hubo ese linaje escogido que habría de traer a la semilla prometida y había de sufrir tribulaciones para que el resto de las tribus de la tierra entendiera por medio de figuras una verdad espiritual).

Una de estas fiestas es la del Pesach o Pascua, decretada como recordatorio de la liberación de los Israelitas, quienes por medio del brazo del Dios vivo fueron rescatados de aquel que les oprimía en Egipto.

En estos días pasados, hemos tenido la oportunidad de experimentar lo que aquel “extranjero” comentaba con Cleofas en el camino a Emaús.

Hemos podido experimentar lo que el antiguo testamento dice de Jesús y su ministerio en una celebración que no tiene como verdadero propósito el poner una carga pesada en las espaldas de aquellos que desean celebrarla, sino la de ser una oportunidad para internalizar las verdades sobre Jesucristo y su ministerio decretadas desde mucho ántes de que El viniese al mundo.

Aprendizaje significativo y significante en cantidad, por medio de una fiesta que empapa todos los sentidos con figuras que representan de una y otra forma las verdades espirituales que hemos experimentado en nuestra redención, en aquel Cordero perfecto de Dios, cuya Sangre nos ha dado Vida y liberado de la esclavitud del pecado en la cual habíamos a Dios olvidado.

Honra a Dios queremos dar, ¡Aleluya!
Y su gracia celebrar; ¡Aleluya!
Lo sabemos vencedor; ¡Aleluya!
El es la resurrección. ¡Aleluya!

Y esto ahora entiendo, que todo lo que hacemos y hasta lo que no hacemos tiene un impacto en el niño.

Si es así, es tan solo razonable que hagamos el esfuerzo de mantener esta instrucción siempre presente, tomando la oportunidad en todo tiempo para instruir al niño en toda buena obra, redimiendo nuestro tiempo con diligencia.

La gracia que Dios derrama en su palabra, nueva o antigua es infinitamente preciosa para nuestras vidas.

Las palabras de Jehová, palabras limpias; Plata refinada en horno de tierra, Purificada siete veces.

Anuncios

~ por Cristianos Educando en Familia en abril 10, 2007.

Una respuesta to “Pesach; Simbología Educativa, No Necio Legalismo.”

  1. que bien que ponen mensajes cristianos para que la gente se ponga a rreflexonar sobre lo que es la vida cristiana ….. los felicito y sigan adelante

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: